ENCAPSULAMIENTO DE LA PLACENTA

La placenta humana contiene hierro, vitamina k, vitaminas del complejo B y otras, lactógeno placentario y occitocina hormonas para la producción de leche materna, además contiene progesterona y estrógenos hormonas femeninas útiles en la mujer que sufre de depresión postparto por desequilibrio hormonal.

Esto es: la placenta cocinada y procesada de modo de convertirla en un polvo que se pueda meter en pequeñas cápsulas que se consumen como un remedio, a razón de dos o más por día.

Con este sistema, a partir de una placenta promedio se pueden producir unas 100 cápsulas.

Los que ofrecen el servicio de encapsulamiento lo hacen, en general, en el domicilio de la parturienta, no más de 48 horas después de producido el parto y por un costo cercano a los 250 dólares. Este negocio sí ha tenido un crecimiento significativo en el último año, como señalaron distintos medios en EE.UU. “The Placenta-Cooking Business Is Booming”, y ya existen en EE.UU. y en el mundo varias organizaciones que capacitan y reúnen a los diferentes proveedores de este servicio.

PREPARACION:

*Primero hay que poner la placenta debajo del chorro del agua hasta que pierda el exceso de sangre. Puede congelarla y preparala una semana después.

Para la preparación según la medicina tradicional china (al vapor), envolvemos la “carne” en la membrana haciendo una bola, y la colocamos en la vaporera, hasta cocerla. Cocinar durante unos 15-20 minutos. Es opcional añadir mirra en el agua o jengibre en la placenta.

La cortamos en tiras finas y la deshidratamos a 40º hasta que quede bien seca.

Después la trituramos hasta convertirla en polvo.

*Con el encapsulador, el proceso de rellenar las cápsulas es bastante sencillo. Se preparan las cápsulas en la bandeja, se reparte el polvo con ayuda de una tarjeta y se cierran.

Testimonio de una persona que comió su propia placenta en cápsulas:

“En cuanto comencé a tomarme las cápsulas de placenta, sentí  más energía, tenía mejor humor, empecé a dormir mejor.

Aquí en Cancún ya hay una persona capacitada en éste proceso de encapsulamiento casero que puede orientarle mejor, solo tiene que solicitar su placenta al momento del parto y llevarla a casa en una hielera, lavarla y congelarla, en lo que decide  llamar a Vanessa Cole 9987059760.

DR. VALENTE REAL GOMEZ

CIRUJANO PEDIATRA.