DEFINICION:

Malformación congénita que se caracteriza por la falta de  continuidad y permeabilidad del intestino delgado (yeyuno e ileon) impidiendo el paso hacia el intestino grueso.

INTRODUCCION:

Es una de las causas más frecuentes de la obstrucción intestinal en el recién nacido. La mayoría de las atresias son yeyunoileales, le siguen en frecuencia las de duodeno y luego las de colon. Se ha descrito la asociación con otras anomalías como malrotación intestinal, ileo meconial, peritonitis meconial, y raras veces con la enfermedad de Hirschsprung. Se ha descrito el caracter hereditario de ciertas atresias intestinales múltiples.

Frecuencia: 1 en 5,000 a 10000 recién nacidos vivos.

ETIOLOGIA:

Low y Barnard sugirieron que se debían a catástrofes vasculares mesentéricas tardías durante el desarrollo embrionario.

La descripción por varios autores de casos de atresias intestinales múltiples hereditarias sin prueba de lesiones vasculares sugiere la existencia de un proceso deformante debido posiblemente a una transmisión autosómica recesiva.

CLASIFICACION:

La más usada en la actualidad es la de Louw modificada por Grosfeld:

  1. Tipo I: Atresia en forma de tabique intraluminal, con intestino y mesenterio intactos.
  2. Tipo II: Dos extremos atrésicos ciegos, conectados por un cordón fibroso y sin solución de continuidad del mesenterio.
  3. Tipo IIIa: Dos extremos atrésicos ciegos, separados por una brecha en forma de V en el mesenterio.
  4. Tipo IIIb: Atresia yeyunal (casi siempre cerca del ligamento de Treitz) con intestino corto y una gran brecha mesentérica que separa el bolsón ciego proximal del distal, el cual pende en forma helicoidal de un mesenterio muy corto y tiene una irrigación retrógrada precaria (deformidad en “árbol de navidad” o “en cáscara de manzana”).
  5. Tipo IV: Atresias intestinales múltiples (apariencia de “hilera de salchichas”).

   

CUADRO CLINICO:

Antecedentes de polihidramnios en la madre. Este dato está presente con más frecuencia en los casos de atresia yeyunal proximal.

  1. Aparición de vómitos, distensión abdominal, imposibilidad de expulsar meconio (e ictericia en ocasiones), desde el primer día de vida.
  2. El vómito bilioso y la distensión de la parte superior del abdomen son más frecuentes en los recién nacidos con atresias yeyunales, pero en los que tienen atresias ileales se aprecia con mayor frecuencia una distensión abdominal más generalizada, ya que la obstrucción se encuentra más distalmente en estos pacientes.
  3. Una distensión abdominal muy evidente se puede asociar con dificultad respiratoria como consecuencia de la elevación del diafragma.
  4. En casos muy distendidos o complicados se pueden apreciar en la pared del abdomen venas, asas intestinales y en ocasiones ondas peristálticas. Aunque estos elementos clínicos se desarrollan generalmente entre las 12 y las 24 horas posteriores al nacimiento, si se aprecian inmediatamente después del parto son sugerentes de una peritonitis meconial quística gigante debido a perforación intestinal prenatal.

RADIOGRAFIAS:

  • Radiografía de abdomen simple en las posiciones vertical y decúbito: la presencia de varias asas intestinales dilatadas y de niveles hidroaéreos sugieren fuertemente una obstrucción intestinal mecánica en el recién nacido. En las atresias yeyunales proximales existen pocos niveles hidroaéreos y ausencia de gas en el resto del intestino. Mientras más distal sea la localización de la atresia, mayor será el número de asas dilatadas y de niveles hidroaéreos. En ocasiones la localización de la atresia se manifiesta como un asa intestinal más grande con un nivel hidroaéreo significativo. La presencia de calcificaciones intrabdominales o intraluminales pueden ser consecuencia de una perforación o de una peritonitis meconial.
  • Radiografía de colon por enema de bario: permite determinar si existe microcolon por desuso, distinguir si existe dilatación del colon, localizar la posición del ciego y definir si existen otras zonas de atresia en el colon.

DIAGNOSTICO DIFERENCIAL: síndrome de tapón meconial, ileo meconial, malrotación intestinal, malformación anorectal, Enfermedad de Hirschsprung.

TRATAMIENTO QUIRURGICO:

Se recomienda la extirpación del segmento atrésico dilatado y la realización de una anastomosis término-terminal. Se considera una urgencia quirúrgica por el riesgo de perforación.

BIBLIOGRAFIA:

1.-  Baeza Herrera C. Patología quirúrgica neonatal. 2 ed. México, D.F.: Ciencia y Cultura Latinoamericana, S.A. de C.V.; 1995:108-18.

2.- Grosfeld JL. Jejunoileal atresia and stenosis. En: O’Neill JA ed. Pediatric Surgery. St. Louis: Mosby-Year Book Inc.; 1998:1145-58.